Aporte económico de los colombianos en España

Inmigrantes regularizando su permiso de residencia en la Brigada provincial de extranjería y fronteras, distrito Latina, Madrid.

Andrés Felipe Ortega Guaraca | Economista y Negociador Internacional | andresfelipeortegag@gmail.com

Históricamente, el colectivo migrante ha sido objeto de críticas en torno a cómo afecta la economía de los países donde deciden emigrar, esto ha propuesto un debate al interior de la sociedad y de la política española sobre su regularización, aporte o gasto social intrínseco a estos. Lo cierto es que, hoy en día, poca información veraz y certera encontramos. Entramos a analizar el aporte de los migrantes colombianos en el desarrollo económico de España, intentando borrar mitos económicos ligados a los migrantes, pero manteniendo un enfoque objetivo que desde la academia se requiere.

Oportunidades laborales

Partimos de que la inmigración en España y Colombia ha evolucionado de forma heterogénea en los últimos años, no siendo indiferente al contexto socio-económico global y local. Las oportunidades laborales, han facilitado la entrada en España de miles de colombianos y las ofertas de empleo en cargos de mayor responsabilidad también ha llevado a un grupo de españoles a residir en Colombia.

Una vez analizados los diferentes aspectos a lo largo de este trabajo, contrarrestando los datos obtenidos del INE (Instituto Nacional de Estadística de España) y el DANE (Departamento Administrativo Nacional de Estadística de Colombia) que no siempre concuerdan, se observa que la inmigración laboral colombiana resulta beneficiosa para España en términos de desarrollo económico. Esto debido a que contribuye en mayor medida al aumento de los ingresos del país que a un incremento del gasto público, además del aumento en la recaudación de impuestos indirectos pagados por inmigrantes que fortalecen los sistemas de captación del Gobierno.

En el 2019, por ejemplo, había 74.646 colombianos en alta en seguridad social, aportando al sistema público español, el INE no tiene en cuenta quienes tienen doble nacionalidad, ya que, a efectos estadísticos, son españoles, si pudiéramos analizar nacionalizados y no nacionalizados colombianos, la cifra sería mucho más alta.

Gasto social

Dicho en otras palabras, si ponemos en una balanza el aporte en seguridad social y turístico de los colombianos en España y, por otro lado, el gasto social en que incurren algunos, por situaciones de asilo o de dependencia del Estado, el resultado de esto es que el aporte económico es mayor que el gasto que puedan generar, por eso, a la luz de los datos, el colectivo colombiano no supone para España, un gasto o una carga económica.

En contraste a esto, algunas de las razones por las que España se ha convertido en uno de los países con mayor número de inmigrantes colombianos es, además de la idoneidad lingüística y las ventajas sociales, la economía. Durante épocas de expansión económica en España y diferentes crisis socio-económicas en Colombia hubo un constante y fuerte aumento de las llegadas de este grupo de población. Sin embargo, con la llegada de la crisis de 2008, el crecimiento de los inmigrantes colombianos disminuyó durante algunos años y no fue hasta que España vivió un proceso de recuperación económica que volvió a posicionarlo como uno de los principales países receptores de inmigrantes en el mundo.

Ingresos por Transferencias

Es interesante que, a pesar de la crisis económica y la disminución de los emigrantes colombianos, las remesas enviadas de España a Colombia no han sufrido cambios sustanciales, convirtiéndose en una importante fuente de ingresos por Transferencias Corrientes Netas para el Gobierno de Colombia.

Aunque los ingresos sean mayores al gasto público para el caso del colectivo colombiano en España, no supone una variación importante en la economía española. Caso contrario, si se analiza el impacto de las remesas que envían los colombianos a su país de origen, supone una de las principales fuentes de financiación de familiares y amigos de este colectivo de emigrantes, y, contrario a lo visto para España, las remesas que envían los colombianos a su país de origen, si supone en términos de PIB de Colombia un impacto significativo.

Por ejemplo, para 2008 fueron de 5.450 millones de dólares, teniendo un leve descenso en 2009 por la crisis de 2008, a 4.554 millones de dólares, fecha a partir de la cual siguió su tendencia positiva, hasta alcanzar en 2018, 7.642 millones de dólares, esto, para un Gobierno, supone un aporte importante de dinero en su economía, que supone un 2.19% del total del PIB colombiano. Mientras que, para el mismo año, 2018, el total de remesas enviadas de Colombia a España corresponde solo a 58 millones de dólares.

También se hace necesario que, desde las ciencias económicas, se inste a las instituciones de los países a la unificación, recolección y actualización de las bases de datos estadísticas. A fin de que la academia obtenga los recursos suficientes y fidedignos para la elaboración de informes e investigaciones más precisos que retroalimenten y reflejen un marco más preciso de la evolución económica en distintas variables.


0 0 votes
Article Rating
guest
0 Comentarios
Inline Feedbacks
View all comments

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies
0
Would love your thoughts, please comment.x
()
x